Posibles consecuencias ‘mortales’ de la crisis para una familia de Sevilla

No se saben las causas del fallecimiento de tres miembros de una misma familia humilde de Alcalá de Guadaíra, en Sevilla, pero por el momento se teme que pudiera ser a causa de una intoxicación alimentaria.

Este fin de semana hemos sido testigos de un triste caso, el fallecimiento de casi una familia entera por causas que todavía se desconocen. Lo que si se sabe con certeza es que era una familia en apuros, como miles de las que hay hoy en día y que salía adelante como buenamente podía. Los fallecidos eran el padre, la madre y una de las hijas, él tenía 61 años, su mujer cincuenta y su hija fallecida catorce. La otra hija más pequeña de trece años, se ha salvado tras estar unas horas en Cuidados Intensivos en el Hospital Virgen del Rocío de Sevilla. Porque de ahí era la familia, de Alcalá de Guadaíra, en Sevilla, más exactamente de la barriada de la Rabesa, donde sus vecinos todavía no comprenden qué puede haber pasado.

Por el momento solo se tienen hipótesis de lo sucedido, una de las más comentadas es una posible intoxicación alimentaria, pero  tardaremos en saber la verdad, ya que el juez ha ordenado secreto de sumario, como suele suceder siempre que hay menores de por medio. Los vecinos de la familia dicen haber visto a la familia buscar entre las basuras, pero lo cierto es que la propia familia de los fallecidos lo niegan, incluso la policía científica reconoce que en la casa se encontró comida envasada como en cualquier casa. Saber que ha podido suceder es importante, porque si ha sido al ingerir un alimento, se tiene que saber para tomar precauciones, pero también para saber en qué condiciones vivía la familia.

Según fuentes del diario ‘El País‘, el hombre llevaba años en paro y antes, era fontanero, una profesión que ha caído en picado a causa de la crisis económica. Para salir adelante él buscaba plásticos, ropa usada, cartones y todo aquello que pudiera vender a peso, que aunque era poco lo que conseguía parece que era suficiente para subsistir, aunque hora, no sabemos lo que ha podido pasar y cuáles han sido las causas de la muerte. Por el momento el ayuntamiento, que ha decretado tres días de luto, intenta ayudar a la familia y parece que se hace cargo del entierro de los fallecidos. Mientras tanto la niña que ha sobrevivido ha sido trasladada a planta, ya que se considera fuera de peligro.

Además de todo esto, los familiares parece que tienen intención de denunciar a los servicios de emergencia, ya que la familia llamó a emergencias hasta en dos ocasiones. No obstante el servicio de emergencias siguió el protocolo establecido y, por lo tanto, no sabemos como terminará el caso. La cuestión es que los vecinos, muchos de ellos se sienten identificados con las fallecidos, y han salido a la calle para pedir justicia por esta familia, porque quieren saber que ha pasado.

En mi opinión, estos vecinos necesitan saber que ha ocurrido, porque son muchas las familias que viven con muy poco al mes y no quieren que a ellos les pueda pasar lo mismo, por lo que el pueblo entero ha salido indignado a la calle pidiendo más ayudas para las familias y evitar que esto, vuelva a suceder. En cualquier caso, mientras dure el secreto de sumario hay que respetar lo que digan las autoridades y no se puede afirmar que esta familia se alimentara de comida caducada ni que consumiese alimentos en mal estado. En estos casos hay que esperar que la policía investigue y cuando se sepan las causas, será el momento de pedir explicaciones si fuera necesario. ¿Qué opináis?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...